SALUD, EDUCACIóN Y BIENESTAR

Ver más

Infertilidad podría ser provocada por contaminación

COMPARTE
1 de cada 6 parejas sufren infertilidad en México

09 de Julio del 2018 Fabiola Rojas TV Azteca

Investigadoras de la UNAM revelan que los hombres expuestos a la contaminación atmosférica de forma ocupacional o por vivir en ciudades altamente contaminadas, sufren alteraciones, por ejemplo, en la calidad del semen.

Ciudad de México. La contaminación atmosférica puede ser un factor que incide en la esterilidad o infertilidad de hombres y mujeres, problema que ha aumentado en los últimos siete años, advirtieron Patricia Bizarro Nevares y Teresa Fortoul van der Goes, investigadoras de la Facultad de Medicina de la UNAM.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que una de cada cuatro parejas tiene problemas de fertilidad, y en México el INEGI calcula que hay 1.5 millones de parejas afectadas.

En nuestro país, indicaron, apenas se inician los estudios que vinculan a la contaminación con problemas cardiovasculares y del sistema nervioso, pero en otras naciones ya han indagado y han descubierto que los hombres expuestos a la contaminación atmosférica de forma ocupacional o por ser residentes de urbes altamente contaminadas, sufren alteraciones, por ejemplo, en la calidad del semen.

"No sólo se reduce el número de espermatozoides que producen, sino que presentan malformaciones: tienen dos cabezas, dos flagelos, no se mueven de manera normal o están inmóviles", señaló Bizarro Nevares.

En Italia, por ejemplo, las investigaciones con trabajadores de casetas de peaje, expuestos al humo de vehículos de manera constante durante al menos siete años, detectaron una disminución en la concentración de espermatozoides, con menor movilidad (29.6 por ciento), menor porcentaje de espermatozoides con forma normal (17.2 por ciento) y con daño en el material genético en comparación con los varones que laboraban en oficinas.

La investigadora,Teresa Fortoul indicó que las causas de infertilidad son múltiples y variadas: en mujeres, la endometriosis, alteraciones hormonales, en las tubas uterinas, retraso en la edad de concepción e infecciones, entre otras.

En el caso de ellos puede deberse a alteraciones anatómicas, enfermedades de origen genético, trastornos hormonales, procesos infecciosos, adicciones (drogas, alcohol, tabaco) y exposición a sustancias tóxicas, tanto en forma laboral como a través de la contaminación atmosférica.

Un problema importante son las partículas suspendidas ultrafinas que alcanzan el torrente sanguíneo a través de las vías respiratorias. "Son una madeja de compuestos tóxicos: hay hidrocarburos y metales, además de la exposición al ozono, los óxidos de nitrógeno y azufre", comentó Bizarro Nevares.


MÁS NOTICIAS

Ver más

Síguenos

FACEBOOK
@aztecanoticias
TWITTER
@aztecanoticias
INSTAGRAM
SEGUIR @aztecanoticias
YOUTUBE
@aztecanoticias